Un debate con muchos errores 

El primero de los dos debates por la gubernatura de Tamaulipas fue todo un éxito… de lo que no se debe de hacer. 

El ejercicio estuvo lleno de lugares comunes, ataques y señalamientos por parte de los candidatos, pero sobre todo destacó una muy mala organización, y una pésima conducción por parte de Ana María Lomelí. 

¿Entonces sirvió para algo? Sí. Para corregir y no caer en los mismos errores en el segundo debate programado para el 22 de mayo, donde Javier Solórzano será su moderador. 

En el debate participaron Arturo Diez Gutiérrez, Américo Villareal y el Truko Verástegui. También  participaron, aunque no estuvieron, Andrés Manuel López Obrador y Francisco García Cabeza de Vaca. 

Pero quien destacó sobre todos ellos fue Ana María Lomelí, y lo hizo por su fatal desempeño. 

En primer lugar no se tomó la molestia de explicar la dinámica del ejercicio. Probablemente los candidatos ya la sabían, pero quienes no sabíamos ni de las reglas del debate, ni de su formato, éramos los espectadores. 

Y para ser honestos tal parece que Ana María Lomelí tampoco, porque la moderadora interrumpía a los candidatos cuando le daba la gana, les ofrecía replica y contrarréplica a discreción, sin ningún criterio claro. No les permitía usar todo su tiempo al grado que los propios participantes se quejaron del asunto y hasta la corrigieron en un par de ocasiones. 

Un verdadero desorden. 

Pero la joya de la corona fueron las preguntas. Y es que la moderadora fue la que más atacó al Truko Verástegui. No fue Arturo Diez Gutiérrez, ni siquiera Américo Villareal. Fue Ana María Lomelí. 

Cuando se abordó el primer tema sobre Desarrollo Económico y Empleo para los Jóvenes, la conductora inició destacando que Tamaulipas se encuentra en los primeros 10 lugares de desempleo en el país, señalando además que de las personas desocupadas, más del 85% son profesionistas. 

En el segundo tema, Políticas Públicas para el Desarrollo, Lomelí lo enfocó hacia la falta de agua en Tamaulipas. Su planteamiento: de los 43 municipios en el estado, 36 sufren la falta de agua. 

En el tercer tema, Salud, la moderadora dejó claro que “la pandemia fue un gran reto que puso en evidencia las grandes carencias de Tamaulipas sobre la falta de infraestructura”. 

Finalmente, en el cuarto y último tema, Seguridad, Ana María Lomelí dijo para abrir la ronda que de acuerdo a los estándares internacionales, a Tamaulipas le hacen falta mil 500 policías. Y además dijo que nuestro estado se encuentra en el tercer lugar a nivel nacional en cuanto al número de quejas contra la policía estatal. 

Sin olvidar los feminicidios, donde Lomelí destacó que en este año los casos de agresiones contra las mujeres en Tamaulipas se han disparado en comparación con el primer trimestre del año anterior. 

Menos mal que fue una moderadora imparcial. Qué tal si no. 

Por eso el Truko se tuvo que defender de Arturo, Américo y hasta de Ana María Lomelí, quien francamente fue quien más lo atacó. 

Se notó que el Truko hizo la tarea, pero el reloj lo limitó. 

El formato provocó que sus intervenciones fueran algo atropelladas por la gran cantidad de información que quería compartir en un tiempo muy reducido. 

Paradójicamente, sus mejores momentos fueron cuando se salió del guión que le prepararon sus asesores y mostró su personalidad. 

Otro gran acierto del Truko fue que hizo olvidar a Cabeza de Vaca, pues sus contrincantes nunca lo mencionaron. 

Américo Villarreal, por su parte, no se salió de su script. Se apegó a su estrategia al pie de la letra. 

Recibió ataques pero no se detuvo a contestarlos. Y atacó cuando vio la necesidad de hacerlo, como cuando le dio la bienvenida a Tamaulipas al candidato de Movimiento Ciudadano, de quien dijo que había estado 12 años fuera del estado. 

Américo dijo que era lógico que Arturo Diez quisiera empezar desde cero (su lema de campaña), porque simplemente no conoce Tamaulipas. Porque visitar los 43 municipios en dos semanas no era suficiente para entender los problemas de los tamaulipecos. 

Américo sabe que uno de sus puntos fuertes es el respaldo que tiene de Andrés Manuel López Obrador, por eso remarcó que en su gobierno los programas federales se replicarán en Tamaulipas. 

Arturo Diez Gutiérrez, por su parte, llegó con un solo mensaje: Yo recorrí los 43 municipios de Tamaulipas, el cual repitió hasta el cansancio en la mayoría de sus intervenciones. 

Y como el burro que tocó la flauta, Arturo logró su objetivo: llamar la atención, aunque fuera para burlarse de él. El debate todavía iba en su ecuador cuando los memes con su frase ya estaban circulando en las redes sociales.  

Su participación fue como cuando ‘El Bronco’ dijo que le iba mochar la mano a los ladrones y corruptos. No ganó ningún argumento pero logró que lo recordaran, y eso es mucho para quien va en el tercer lugar de las encuestas. 

En resumen, el primer debate por la gubernatura estuvo lejos de ser perfecto. Hubo pocas propuestas, muchos buenos deseos, y algunos intercambios de ataques y señalamientos.

La diferencia es que estos ataques fueron de frente, cara a cara, y sin ningún bot de por medio. 

La dureza de las agresiones verbales entre los candidatos parece ser un presagio de lo que está por venir en el segundo tramo de las campañas, donde claramente las propuestas pasarán a un segundo plano.

El ganador del debate nos los darán las encuestas de los próximos días. Pero lo más importante es su propia conclusión. 


Pues eso. 


Es bueno saberlo: 1) La Universidad Autónoma de Tamaulipas (UAT) impartió el taller Brechas de Desigualdad y Violencia Política a estudiantes universitarios de la carrera de Derecho, como parte de las acciones que realiza en colaboración con otras instituciones para cerrar las brechas de género, desde un enfoque de igualdad sustantiva entre mujeres y hombres.

El taller fue dirigido a estudiantes y docentes de las Facultades de Derecho y Ciencias Sociales de Tampico y de Ciudad Victoria, organizado por la Dirección de Igualdad y Derechos de las Personas en conjunto con el Instituto de Mujeres en Tamaulipas, teniendo como marco el plan de trabajo del Observatorio de Participación Política de las Mujeres. 

El objetivo es fomentar una cultura de sensibilización en la comunidad del ámbito universitario sobre los diversos tipos de discriminación y violencia contra las mujeres, así como sobre la brecha de desigualdad existente entre hombres y mujeres, vinculada al acceso de oportunidades en materia laboral, social, educación, económica, política, cultural, entre otras dimensiones.

De acuerdo con el programa, se pusieron sobre la mesa los temas de perspectiva de género; patriarcado y sistema sexo-género; androcentrismo; socialización de género; mitos sobre la perspectiva de género; sexualidad, salud mental y género, que motivó la participación de docentes y estudiantes de la UAT, quienes de manera conjunta enriquecieron esta experiencia de aprendizaje que busca transversalizar en la Universidad una cultura de igualdad, así como sensibilizar la prevención y atención de la violencia de género.

La estrategia fallida de Cabeza de Vaca

A Cabeza de Vaca se le acaba el tiempo como gobernador y son muchos los asuntos que deja inconclusos. 

De todos ellos, hay tres en los que ha enfocado sus esfuerzos en esta etapa final de su sexenio: cubrir su salida, limpiar su imagen y crear un clima de ingobernabilidad para la próxima administración estatal. 

Estos tres temas no son aleatorios, comparten algo en común: son los pilares en los que Cabeza de Vaca basa su estrategia para convertirse en candidato presidencial en 2024. 

Sí, por más ridículo que parezca Cabeza de Vaca insiste en su delirio, como si el 5 de junio jamás hubiera ocurrido. 

De eso se trata la ofensiva contra Morena en el Congreso del Estado. Cabeza de Vaca necesita a los diputados para que lo protejan, pero también para que se conviertan en un obstáculo para el próximo gobernador. 

No hay que ir muy lejos para entenderlo, su meta es lograr lo que el PRI y el PAN están haciendo contra Samuel García en Nuevo León, con el agregado de que en Tamaulipas Cabeza ya controla al Poder Judicial y a sus Magistrados.

Por eso, a juicio de sus asesores, la tarea más difícil que tiene el reynosense es la de limpiar su imagen. 

Así que no es ninguna casualidad que el principal consejero y abogado de Cabeza de Vaca, Roberto Gil Zuarth, haya emprendido una campaña en contra de Santiago Nieto, ex titular de la Unidad de Inteligencia Financiera de la Federación.

Porque fue gracias a las investigaciones de Santiago Nieto en la UIF, que el Congreso de la Unión pudo desaforar a Cabeza de Vaca, proceso que sigue a la espera de la resolución de la Suprema Corte de Justicia.

Cabeza de Vaca ya perdió la batalla mediática contra Santiago Nieto, y como prueba están los resultados de las elecciones de 2021 y 2022 en Tamaulipas. Por eso ahora ya no es Cabeza quien sale a golpear en los medios de comunicación a Nieto, sino Gil Zuarth. 

La imagen de Cabeza de Vaca está tan devaluada políticamente que resulta inefectiva, igual que su defensa en contra de las acusaciones de la UIF, así que ahora intentan dañar la imagen de Santiago Nieto para así desestimar las acusaciones contra el gobernador.

Falacia ad hominen - tu quoque: argumento que consiste en rechazar un razonamiento, o considerarlo falso, alegando la inconsistencia de quien lo propone. 

Cabeza no puede ser culpable, porque Santiago Nieto lo es más. Esa es la primicia con la que Gil Zuarth y compañía planean limpiar a Cabeza de Vaca ante la opinión pública. 

Lo que no calcularon estos operadores, es que con la ofensiva en su contra están legitimando a Santiago Nieto ante los ojos de López Obrador. 

El ex fiscal cayó de la gracia del Presidente al pertenecer al grupo compacto de operadores de Ricardo Monreal. Esta guerra fría entre Monreal y AMLO es lo que mantenía en la congeladora a Santiago Nieto, hasta ahora. 

Nieto se ha mantenido disciplinado y ha guardado silencio de todo lo que sabe, que no es poco. 

Y si últimamente ha estado bajo los reflectores es precisamente porque ha salido a defenderse de los señalamientos de Gil Zuarth, quien convenientemente ha recibido información de manera anónima contra Nieto, o al menos eso es lo que asegura el calderonista. 

Defensa que ha sido bien vista desde Palacio Nacional, y que fue respaldada por el propio Presidente, cuando felicitó a los tamaulipecos por salir a votar en la pasada elección, donde Américo Villarreal ganó con una diferencia de más de 80 mil votos. 

Eso es lo que logró Cabeza de Vaca con su ofensiva, acercar a Santiago Nieto y a López Obrador, y de paso separar a Nieto de Ricardo Monreal. O acaso a escuchado lanzar a Cabeza de Vaca una sola crítica contra el Senador zacatecano.  
 
Restan 103 días para que Cabeza de Vaca deje el poder, tiempo que se antoja insuficiente para que el gobernador pueda resolver todos sus asuntos pendientes antes de abandonar su oficina de palacio. 

Sin embargo, con lo que se contentan sus colaboradores más cercanos no es que solucione sus pendientes, sino que no agrave más los que ya tiene. 


Pues eso. 


Es bueno saberlo: 1) Lalo Gattás, el desaparecido alcalde de Victoria, volvió hacer el ridículo al acusar una campaña en su contra. 

Es lo que tiene la falta de ocupación de quien vive como fugitivo, la menor provocación causa paranoia. 

Así que anótele el punto a Arturo Soto, quien logró nuevamente que Gattás se lanzara en contra de sus compañeros de partido. 

Y es que el alcalde fugitivo no entiende que lo que necesita hoy Morena es la unidad, especialmente en el recinto legislativo, y no una cacería de brujas producto de sus miedos e ignorancia. 

2) Como si no tuviera suficientes problemas, Cabeza de Vaca abrió un nuevo frente, pero esta vez al interior de su partido, instigando la campaña en contra del dirigente nacional Marco Cortés. 

Cabeza le está tendiendo la cama al escudero de Ricardo Anaya, y es que ocupa su puesto para llegar vigente al 2024. 

O creía que los recientes ataques contra el dirigente nacional eran pura casualidad. 

3) La Universidad Autónoma de Tamaulipas (UAT), por medio del Instituto de Investigaciones Históricas (IIH), rindió un homenaje póstumo al Dr. Manuel Ceballos Ramírez, reconocido investigador, académico, historiador y cronista tamaulipeco.

Como parte de este homenaje, que tuvo como marco el Primer Encuentro de Historia de Tamaulipas celebrado en esta capital, el C. P. Guillermo Mendoza Cavazos, Rector de la UAT, hizo un reconocimiento a la memoria del Dr. Manuel Ceballos Ramírez, tras leer una semblanza en la que se realzó la trayectoria del destacado académico y cronista de Nuevo Laredo.

 “Quiero extender a todos los participantes de tan solemne acto, mi reconocimiento por sus reflexiones sobre la vida y obra de tan distinguido universitario”, dijo el Rector. 

Durante la ceremonia efectuada en el auditorio del Centro de Excelencia del Campus Victoria, el Dr. Octavio Herrara Pérez, Director del Instituto de Investigaciones Históricas de la UAT, fungió como moderador del homenaje, el cual contó con la presencia de amistades, conocidos y simpatizantes del investigador.